¿Quién contra nosotros?

Soy yo mismo el que los anima. ¿Por qué le tienen miedo a simples seres humanos que no son más que hierba? No teman al enemigo que con furia quiere destruirlos. Frente a mi poder toda su furia desaparece

(Isaías 51:12-14)

¿Qué mejor palabra de ánimo que esta? ¿Qué mejor protección podemos tener? ¿Qué o quién podrá contra nosotros?

Estamos en las manos más seguras que cualquier mortal podría tener: ¡Las manos de cuidado y protección del mismo Creador del universo!

Charles Spurgeon escribió:

“Podemos convertir en un ídolo a un hombre, teniéndole un miedo excesivo o rindiéndole un amor desordenado. Tratemos a los hombres como hombres, y a Dios como Dios; y entonces proseguiremos calmadamente por el sendero del deber, temiendo a Dios, y no temiendo a nadie más”.

¡Es verdad! Y como dice el apóstol Pablo:

“Si Dios es por nosotros, ¿quién contra nosotros”

(Romanos 8:31)

 Reflexiona…