Seleccionar página

Higiene Interior

Higiene Interior

Higiene Interior

“Bienaventurados los de limpio corazón, porque ellos verán a Dios” (Mateo 5:8)

La enseñanza y verdad de este versículo no solo se refiere a nuestro “futuro encuentro con Dios”, sino, a nuestro diario encuentro y caminar con Él.

¿Quién puede medir o determinar cuán limpio está nuestro corazón? ¡Solo Él y también cada uno de nosotros! Solo Dios tiene la capacidad de conocer la profundidad de nuestro corazón y saber cuán limpio está. Sin embargo, nosotros también hemos sido dotados de una consciencia, de su espíritu, y de condiciones de evaluar nuestra propria vida interior y saber como está nuestro corazón.

¿De que depende? o mejor, ¿de quién depende? ¡De cada uno de nosotros! Lo bueno y bonito de todo esto es que Dios nos ama tanto que NO nos acusa. Él espera que cada uno de nosotros en plena libertad, cuando queramos, sin ninguna presión, ni miedo, nos evaluemos, miremos nuestro interior, y podamos “limpiar y quitar” de nuestro corazón todo lo que puede impedir que podamos relacionarnos HOY y en el futuro con Él.

Recuerda: ¡Siempre es bueno hacer una higiene interior!

Sobre el Autor

Hijo de Dios

“Mas a todos los que le recibieron (a Jesús), a los que creen en Su nombre, les dio potestad de ser hechos hijos de Dios” (Juan 1:12).